5 consejos para una relación padre e hijo de 10

Se acerca el día del padre el próximo 19 de marzo. Un día entrañable para pasar en familia y reforzar la relación padre e hijo.

Pero esta relación no es cosa de un solo día. Saber mantener una unión sólida y sana con tu hijo es vital. Por eso, queremos ayudarte en esta bonita tarea con unos consejos que os harán mejorar a los dos.

Sin olvidar nunca el respeto que hijos deben a sus padres, también hay que empatizar con ellos y entenderlos, especialmente durante la difícil adolescencia.

1. OBSERVA Y ELIJE EL MOMENTO

Ten en cuenta que no siempre que tu quieras hablar ellos también van a querer. Observa sus comportamientos sin agobiarlos y busca el momento perfecto para sacar los temas que te preocupan.

Recuerda que insistir en algo no significa que te salgas con la tuya, sino que se cerrarán más.

2. DEDÍCALES TIEMPO PARA EL OCIO

Que veas mucho a tus hijos durante el día no significa que ellos consideren que pasáis tiempo juntos.

Deberíais dedicarle más tiempo a realizar actividades conjuntas que os gusten a los dos: deportes, cine, arte, videojuegos.... Aunque sea un rato pequeño, será vuestro momento de la semana y estará deseando que llegue.

3. ESCÚCHALOS

Sabemos que no es fácil estar al loro de todas las cosas anodinas que cuentan tus hijos, pero es nefasto para vuestra relación si no se sienten escuchados.

Si notan desinterés o que no recuerdas lo que te han contado sin duda dejarán de hacerlo. Y no queremos eso.

Anótate que no siempre tienes que llevarlo todo a la vez para adelante. Párate y escúchalo.

4. CUIDADO CON LOS ENFADOS

Es inevitable. Los enfados y peleas van a suceder. Aun así, es otro momento del que ambos podéis aprender y salir reforzados. ¿Cómo?

  • Cuidado con los insultos y amenazas. Evítalos
  • Evita reproches sobre otros temas pasados
  • No habléis a la vez. Si no os escucháis no sabéis que tenéis que discutir
  • No es cuestión de razón. La razón no sirve de nada. Buscad una solución y un punto en común para los dos

5. SE SU APOYO

Hazles sabes que pueden contar contigo para todo. Aunque no sois un amigo más, sino padre e hijo, tu figura paternal debe ser su ejemplo a seguir y su guía en la vida.

Que entienda que puede contar contigo para todo y que intentarás mejor que nadie ayudarle a buscar cualquier solución.

Ser padre no es una tarea nada fácil. La personalizada de cada hijo/a es distinta unas de otras y eso influye mucho en vuestra relación. Por eso, como adulto debes poner las pautas y bases para una unión entre vosotros sana y feliz.

Preocúpate pero sin sufrir, interésate por ellos pero sin agobiarles y dales la libertad que necesiten según el momento para que se realicen por si mismos.

Cuando sean mayores te querrán más aún, te lo agradecerán y sabrán transmitirlo a sus hijos.

twitterfacebookinstagramcartmagnifiercross
Carrito de compra
Sin productos en el carrito de compra.
Continuar Comprando
0